Pon un horno solar en tu azotea lechugera (!)

El verano está en su recta final, y no queremos acabarlo sin mostraros lo que hemos podido hacer gracias al horno solar que nos prestaron unos amigos durante los meses de julio y agosto. Quizá os pique el gusanillo y os animéis a construir vuestro propio horno o a pedírselo a los reyes.


Hemos podido cocinar de todo, dulce y salado. Bizcochos, salteados de verduras, patatas en varias versiones, y como no, berenjenas, que quedan estupendas.

Al principio nos costó un poco hacernos con los tiempos y la orientación del sol para colocar mejor el horno, pero una vez que conseguimos afinar los tiempos, nos pareció increíble poder estar comiendo un delicioso pescado al horno sin consumo de energía. Os dejamos algunas imágenes con nuestros mejores platos y algunos enlaces donde descargaros planos para construir vuestro propio horno solar. http://solarcooking.org/espanol/planos.htm.

Feliz final del verano.